18 agosto, 2007

COMERCIO MICÉNICO II: algunos vestigios arqueológicos.










Se han encontrado en 1960 en el fondo del Mediterráneo los restos de un barco que naufragó en el 1200 a.C. frente al cabo Gelidonia, del que se conserva una parte del casco ya que quedó atrapado en una grieta. El resto del barco y el cargamento más ligero desapareció arrastrado por la corriente. Transportaba 500 kg. de lingotes de bronce, herramientas, cestería, cerámica para uso doméstico y algunos objetos preciosos. Aunque no sabemos si es de procedencia micénica, siria o chipriota, pero de cualquier manera se dirigía de Oriente a Occidente.


Existe otro barco encontrado en Ulu Burum, cerca de Kaç (un barco de unos 16 metros de largo, a una profundidad de unos 45 a 60 metros en un fondo rocoso). Es del siglo XIV a.C. Si no es micénico, debía estar muy ligado a su comercio. Se ha encontrado en él gran variedad de materiales, lo cual es muy positivo para las investigaciones. Se trata de materias primas que después se transformarían en objetos de comercio: lingotes de cobre y estaño, lingotes de vidrio azul (cobalto) que conocíamos por testimonio mesopotámico, muchas piezas de cerámica dentro de grandes tinajas (parece que puede probarse así el comercio de cerámica sin mera función de envase),

marfil en bruto, ámbar, un tipo de falso ébano (ku-te-so?), y un objeto conservado en los textos micénicos: una tablilla plegable de madera con bisagras de marfil y las caras internas rebajadas para ser recubiertas con cera teñida de rojo. En su borde se encuentran al menos 3 signos similares a las cifras del lineal B.

Cien ánforas cananeas con resina de terebinto (un árbol), trementina de Quíos (jugo casi líquido, picante que fluye de pinos, abetos, terebintos etc). Su

procedencia de esta isla prueba “arqueológicamente” la identificación de ki-ta-no como el nombre micénico de dicho arbusto.

En 1972, en un poblado minoico encontrado bajo la lava de un volcán en Tera, se ha encontrado un fresco multicolor en el que han aparecido representaciones figurativas de barcos: ocho, cuatro de ellos completos del segundo milenio en el Egeo. Con mucha probabilidad son barcos minoicos, aunque algunos piensan que podrían ser una flota micénica, pues estos barcos en el 1200-1400 a.C. serían parecidos a los minoicos: quilla

aplanada para varar cómodamente en las playas de poco calado, proa elevada, espolón a popa para moverlos en tierra, un gran remo a popa modo de timón, remeros en fila, cabina para pasajeros y una única vela.

La ruta seguida por los barcos se traza de acuerdo a los hallazgos hechos en las costas que recorrían, apoyados además por las corrientes de agua y de viento que hoy sí conocemos. Así, la ruta natural desde Rodas-Creta, costa oeste del Peloponeso, Corcira (Corfú) para hacer escala, canal de Otranto, bordea el perfil de la bota itálica hasta Sicilia, en el mapa señalado con la ruta roja.

En el mapa se observan productos de intercambio o compra-venta, algunos yacimientos arqueológicos y las rutas de comercio de los pricipales productos, aunque en otro tema hablaremos un poco más en detalle de estos.


Foto 1: Pecio de Ulu Burum.

Foto 2: recolección de la multitud de lingotes recogidos en Ulu Burum.

Foto 3: Ancla encontrada en Ulu Burum.

Mapas: completados por mí sobre un original de "Atlas Akal de Historia Clásica", Michael Grant. Ed Akal, Madrid 2002.

Bibliografía:

John Bennet, “Outside in the distance: Problems in understanding the economic geography of mycenaean palatial territories”. Revista Minos, Suplemento 10.

“Historia y arqueología” Vol VI 1991. Jean-Pierre Olivier “El comercio micénico”, artículo en que repasa todas las tablillas con algún indicio de producción comercial o exportación.

1 comentario:

Magister-Διδασκαλος dijo...

Hace tiempo que leo tu blog, pero nunca te había hecho ningún comentario. Gracias por ampliar nuestros conocimientos sobre el mundo micénico, en verdad fascinante.
Saludos.
Luis.

Widget Settings